domingo, 12 de abril de 2015

Jorge Sobral, una de las voces más salientes del tango surgidas en los '60

Dueño de una trayectoria impecable y de una voz grave, varonil y siempre joven, Sobral comenzó a cantar a los ocho años con la orquesta de Fermín Valentín Favero (el padre de Alberto), y su primera actuación fue en el Club San Martín de La Plata, su ciudad natal.
Nacido el 25 de agosto de 1931, Edelmiro Sobredo -su verdadero nombre- fue considerado como uno de los cantores más relevantes de la música ciudadana. Se caracterizó por ser cantor solista, pero también por haber actuado en grandes orquestas como la de Mario De Marco, Enzo Bardero, Mariano Mores y Astor Piazzolla.
Sobral siguió activo estos últimos años, manteniendo intacta su calidad interpretativa, a tal punto que hasta amplió su registro y subió de tonalidad, según había confesado.
Su repertorio incluía un amplio abanico que abarcaba temas como "Con los botines cambiados", "Siempre parí", "Pan", "Paparula" y "En el reino de Dios".
A lo largo de su carrera se desempeñó como cantor en el exitoso ciclo televisivo "Yo soy porteño". En su haber se cuenta la grabación de la "Marcha de la Armada", marcha oficial de la Armada Argentina, creada por Alberto Soifer y M. Romero, que vocalizó junto a la banda dirigida por Martín Darré.
Uno de los momentos más significativos de su carrera fue cuando en 1969 ganó un concurso con el tema "Hasta el último tren" (de Julio Amaro y Julio Camilione), acompañado por la orquesta que dirigía Horacio Salgán.
También demostró su costado actoral -de chico hacía teatro independiente en La Plata- y se desempeñó en una decena de películas, entre las que cuentan "Che, Ovni" (1968), "Ritmo, amor y juventud" (1966) y "Las locas del conventillo (María y la otra)" (1966).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada